Trasporting Cat:Mafalda

Mafi en la ventana

Cuando de pequeñas hacíamos una trastada en casa y mi madre preguntaba qué había pasado, se hacía el silencio. “¿Quién ha sido?” decía, pero nadie respondía y entonces ella contestaba: ” Habrá sido el gato”  y también podía añadir :” os habrá comido la lengua el gato.” Ahora ,en mi casa, una de las frases se hace realidad día a día, porque esta de la foto  es mi gata Mafalda, y aunque hace mucho tiempo que no escribo sobre ella, hoy lo hago para contar una manía suya que  me desespera, que no hay forma de controlar y  que nos hace gracia aunque  también  desconcierta, así es que la cuento:

Mi gata ama los tapones de cualquier  objeto y también los coleteros y otros artículos pequeños, imagino que como cualquier gato. Si le quitas el tapón a algo, Mafalda lo cogerá y lo hará rodar hasta que desaparezca por cualquier parte de la casa. De igual forma, si te sueltas el pelo y dejas el coletero en una repisa, ella lo cogerá y lo transportará  a otra parte. Ayer se llevó la tapa de un lápiz de memoria, y me puso los nervios de punta. Fue en cuestión de segundos. Y tuvimos que buscarlo. De igual forma, se deleita con los pendientes, los  tapones de los bolígrafos y con los lápices. Así es que cuando algo falta en casa, o algo no está en su lugar, y todos nos miramos buscando culpables,  ya tenemos una excusa, que además, la mayoría de las veces es cierta: ” Habrá sido el gato”.