Curaciones

 “Estoy curado de espanto”, me dijo un amigo el otro día. Pensé que eso sólo puede decirse en un momento de dolor, porque ninguna pena, ni experiencia por mala que sea, consigue lograrnos esa cura que nos exima de nuevas derrotas y nuevos dolores. No me siento curada de espanto, sino todo lo contrario, cada vez más espantada y más sensible ante el dolor, sea mío o ajeno, pero sí es cierto que al mínimo rayo de luz, ya estoy resplandenciendo de esperanzas…y dispuesta a recorrer cualquier sendero que me implique en nuevos retos y nuevas ilusiones.Chagal 1931

.                                                                                    Chagal 1931

2 pensamientos en “Curaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s