Por gusto

Cuando era pequeña, pensaba que los ” pobres” entre los que evidentemente no me incluía, tenían muy mal gusto.  Eso se remonta a la época en la que mi pensamiento era aún mágico y las personas podían cambiar de estado  y de economía con sólo desearlo.

Lo más sorprendente es encontrar gente que opine igual después de la jubilación. Y que hace meses tuviera que discutir con alguien el tema de la higiene, que mi interlocutora decía que era cuestión de principios, no de economía. Mi indignación no tuvo límites, pero me contuve. Pregunté entonces a mi hijo, a otros niños,  y a 0tras personas qué pensaban sobre el asunto. Todos estaban de acuerdo, por supuesto,  en la relación inmediata entre la higiene y los recursos, pero pensé que igual yo estaba chalada. Recuerdo especialmente las palabras castizas de una de mis amigas:

” Que le corten el agua por no poder pagarla, a ver cómo coño se lavan tantas veces  ella, los hijos, la ropa y la casa, y que le corten la electricidad, que….” etc etc.

Ahora escribo esto porque me están encantando los juegos olímpicos.  No digo que otros años no me gustaran, pero imagino que me ocurre como a mucha gente. Si encuentras momentos de ocio y descanso ( que ya es difícil para muchos, sin que sea obligado)  y piensas en salir al cine,  calculas los gastos y optas mejor por quedarte viendo los juegos. Si piensas en alquilar una peli, mejor me quedo viendo los juegos. Si piensas en salir a tomar algo… pues lo dejas para el finde y mejor ves los juegos…y así muchas veces.

Mi querida señora jubilada, aquella  de lo de la higiene, me diría  que los gustos son los gustos.

No, señora. Los gustos como todo en la vida están condicionados por nuestras circunstancias. Y usted ha pasado por la vida sin enterarse de nada, por eso piensa como piensa. Como usted piensan muchos,  los que no conocen para nada las realidades sociales. Para mí, ver los juegos Olímpicos sigue siendo una opción, afortunadamente.  Tener opciones y poder elegir es el lujo de nuestro tiempo. Porque lo demás escasea, sobre todo  la educación, la moral y la conciencia.

Día de los abuelos

Antes de que acabe el día, quiero felicitar a los abuelos y abuelas , porque hoy es su día. Se han celebrado diferentes actos con motivo de este día especial, así es que, teniendo en cuenta que escuchar a nuestras abuelas y abuelos  es un punto esencial en la vida, recordaré algunas sabias palabras de ellos,  es decir  de abuelos  y abuelas de mi familia. Algunos están y otros ya no están con nosotros, pero sus palabras  y su recuerdo perduran:

Abuelo Jorge: ” Nunca serás más joven que hoy.”

Abuela Margarita: ” Mira siempre hacia adelante, la luz que va delante es la que alumbra.”

Abuela Carmen: ” No hay ningún niño perfecto, aunque las madres lo pregonen, el que no la da de un lado la da de otro.”

Abuelo Manuel: ” Las calles no están llenas de coches, están llenas de ‘letras’ con ruedas.” (deudas).

Abuela Felisa:     ” El diablo cuando no tiene que hacer, mata moscas con el rabo”.

Abuelo Julián:      ” No os caséis con alguien rico/a se pasará la vida maullando: Miiiio, miiiio, miiiio.”