La función

Cuando nacemos, o cuando traemos hijos al mundo, no sabemos muy bien a dónde nos incorporamos o los incorporamos: a una historia de amor, a una comedia, a una tragedia, a un drama… Sea como sea, los actos y los protagonistas también evolucionan con el tiempo, cambian, desaparecen, vuelven a aparecer. Es muy difícil pensar que has tenido o no, éxito  en la vida.

Te levantas cada mañana y todo vuelve a empezar…

No hay  lugar para la soberbia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s